Seguínos

Entrevista

Punto Steel, una apuesta por la innovación y la creatividad

Charlamos con Juan Marcuzzi Escudero, arquitecto que encabeza la consultora Punto Steel. Hablamos sobre el desarrollo de la empresa, objetivos logrados y proyectos futuros. Un emprendimiento local que intenta tener una mirada internacional y renovadora.

O.U.: ¿Cómo surgió la consultora? ¿Cómo se construyó la idea?

J.M.E.: La idea original, MARQWORK, surgió de la composición de unir el arte con el trabajo real, de cuestionamientos sobre la realidad de muchos de los estudios de arquitectura de la capital salteña. La primera pregunta que me inquietó fue, ¿cómo hicieron los grandes estudios de arquitectura para llegar a donde llegaron? ¿Cómo obtener, incluso, un reconocimiento internacional?

En una oportunidad viajé a EE.UU. y tuve la posibilidad de platicar con arquitectos y ver cómo se manejaban en un estudio reconocido. Mi hambre de saber todo lo que hacían, cómo se dividían, qué estructura llevaban, cómo trabajaban, cómo dormían, comían, etc., me hizo comprender que en Salta vivíamos otra realidad, no mala, pero lejos de poder encaminarnos a esa internacionalización en la que venía pensando. Hasta me ofrecieron una carta de recomendación para trabajar en el estudio de Cesar Pelli, la cual rechace amablemente. Siempre creí que primero debía realizar algo grande en mi ciudad.

O.U.: Ese viaje fue fundamental, entonces. ¿Cómo fue trasladar esa experiencia a nuestra ciudad?

J.M.E.: En Salta siempre destaqué, lo que llamo, “la proliferación de la belleza, el concepto de Salta la linda”. Mientras realizaba aquella investigación y tomaba cursos de emprendedurismo que me ayudasen a encontrar una luz de orientación, fue donde me reencontré con un amigo -Santiago- al cual, entre cafés, le expuse mi intención de emprender algo completamente distinto. Me hizo ver que dicho camino requería de una planificación administrativa completa y una propagación publicitaria amplia. Razón por la cual sumamos luego a otro gran camarada que se había recibido de comunicador social.

O.U.: O sea, un proyecto que implicó varios factores y distintas profesiones.

J.M.E.: Sí, y nos pusimos a trabajar tiempo completo el verano del 2016. Misión, visión, FODA, CANVAS, etc. Empecé a realizar un relevamiento en muchos estudios de arquitectura para saber su funcionamiento, conocimientos y comprender si lo que estábamos haciendo tenía real sentido. Por suerte nos encontramos con diversas situaciones, algunos con ideas y objetivos claros, otros con una inercia de “estoy haciendo esto porque así lo hice siempre”, especialistas y muchos, pero muuuuchos todólogos.

Pero como dijo un sabio: el éxito es 1% idea y 99% de transpiración. Y realmente no fue fácil. Decidimos abrir una página de internet para empezar a promocionar nuestras notas y ayudar a los colegas pero era, quizás, tan ambiciosa la idea de lo que se quería volcar en la red que, que de los muchos de los consultados “expertos”, ninguno nos volvió a atender el teléfono para desarrollar el trabajo web. Por lo cual, tomamos un curso de realización de páginas y lo hicimos nosotros.

O.U.: ¿Y cuándo el proyecto comenzó a tomar forma?

J.M.E.: Fue a mediados de 2016. Dividíamos la colocación de los posts y las temáticas y todo iba viento en popa. Casi a fines de ese año surgió la posibilidad de realizar un master en España, por suerte tenía mucho que ver con la organización de empresas, así que partí de inmediato y realizábamos reuniones a distancia.

La realidad es que por más interesantes que fueran los artículos, la metodología, la presentación y la idea de ayudar a quienes se lanzaban a tener un estudio de arquitectura -gratis-, no nos leía nadie. Solo teníamos curiosos interesados de EE.UU., China y Brasil. Algo nos fallaba, y en esa desesperación de creer que no arrancaba nada, nuestro comunicador social tuvo que abrirse para poder realizar una capacitación a tiempo completo. Fue entonces cuando Santiago dijo meses antes de mi incierta vuelta a Salta: “si volves, acordate que yo quiero seguir con esto, pase lo que pase quiero que no te olvides que yo te sigo a donde vayas”.

O.U.: ¿Momento clave, no?

J.M.E.: Realmente, creo que después de eso comprendí, que en el tiempo no solo había rechazado una oportunidad de trabajo por la cual muchos matarían en EEUU, sino que vi que alguien creía en lo que hacíamos y eso fue realmente suficiente para comprender que tenía que volver. Así fue que en el master decidí cambiar mi tesis final a poco tiempo de terminar. Y me metí a tiempo completo para realizarlo. El título del mismo era: “El know how de la internacionalización. Saber vivir de la arquitectura”.

Al volver, no perdimos tiempo, nos sentamos y desmembramos todo. Con enfoques mas frescos, publicidades únicas y un eslogan que nos permitía demostrar frescura y juventud: “comparte ideas, comparte trabajo, comparte MarqWork” o “MarqWork…..hacemos lo que queremos” o “diferenciarse es posible”.

ANUNCIO

O.U.: Y desde ahí: ¿podríamos decir que el camino se abrió y empezó a ser más real y fácil?

J.M.E.: La verdad es que no. Pero ya teníamos objetivos que cumplir, plazos y debíamos, atarnos a ese plan. Paso casi un año más. Tuvimos capacitaciones, de las cuales creíamos que era sumamente importante estar a la vanguardia de la tecnología (softwares) y era allí donde veíamos quiénes podían acompañarnos en este camino. Ahí conocimos a Majo (arquitecta) y Marcelo (ingeniero).

Empezamos a trabajar en una especie de “garaje de una casa” (como los grandes comienzos de empresas exitosa) y frente a la presión de toda la gente a nuestro alrededor pidiendo que por favor encontremos un trabajo, resistimos al pensamiento de nuestra gente querida que pensaba que nuestras reuniones eran solo de chusmeríos de domingo.

Frente a toda esa tormenta, fue sumamente importante desde mi vuelta ajustarnos a un plan, objetivos y una convincente creencia de que lo que hacíamos era el camino a seguir. Así fue cuando no pasó mucho tiempo y varias empresas grandes empezaron a vernos y encargarnos muchísimos proyectos.

O.U.: Y Punto Steel, ¿cómo nace y quiénes forman parte de la misma?

J.M.E.: Después de un pequeño impasse, tuvimos la suerte de asociarnos y crear “Punto Steel”, una consultora encargada de cálculos estructurales metálicos con metodología BIM. De a poco la asociación entre ingeniería, decoración y arquitectura empezaba a tomar forma en un mismo lugar. Por suerte siempre se genera en el entorno laboral las ganas de aprender y buscar mejorar lo que tenemos. Desde allí pudimos centrarnos y creer en lo que realmente éramos buenos. Planificando a grandes pasos. Por eso siempre creí que planificar es como construir un equipo de futbol y con el correr del tiempo nos dimos cuenta que conformamos un equipo de la B metropolitana pero que juega en la primera categoría.

Por supuesto, seguimos perfeccionándonos y entre idas y vueltas, se empezó a gestar una gran familia. Nos mudamos para estar más cómodos, invertimos en nuestra imagen y nos concentramos en dar siempre un gran servicio, razón por la cual, podemos decir que 12.000, m2 de proyectos en 1 año, dan fe de nuestro real compromiso con lo que  hacemos.

El equipo está integrado, entre otros, por Majo, Natalia, Carla, Marcelo, Santiago y yo. Cada uno con su función específica y su rol dentro y fuera del estudio. Podemos decir que nuestra virtud es seguir aprendiendo y capacitándonos luego de cada gran proyecto que se va de nuestra oficina. Nunca quedarnos con lo que tenemos y menos que nada aceptar el conformismo. Somos un grupo de gente joven que brinda servicios a muchos lugares de Argentina. Lo fundamental es tomar la responsabilidad de no defraudar la idea que nos propone.

O.U.: ¿Y en qué proyectos han estado trabajando?

J.M.E.:Hicimos proyectos por varios lugares de Argentina, como ser de Córdoba, Rio Negro, Mendoza, Salta y Jujuy. Como así también la realización de los pliegos de la primera obra pública de una ampliación de un hospital salteño que se materializará en Steel framing; la ampliación del aeropuerto de Bariloche y el cálculo de uno de los pocos edificios 100% metálicos que hay en Argentina, íntegramente para Salta.

O.U.: Después del camino andado, ¿cómo podrías resumir lo logrado hasta ahora?

J.M.E.: Lo más importante es estar siempre en foco. Confiar en lo que uno cree que tiene que hacer porque le gusta y perder el miedo a que si no sos “todólogo” no servís para estar aquí en Argentina. Siempre fui de la idea de que hay que ser bueno en algo y  si llegamos hasta aquí sin hacernos sentir demasiado es porque nos dimos cuenta en una oportunidad con Santiago que nadie nos tomaría en serio en esto de ser internacionales, si nosotros no alcanzábamos esa meta antes. Asi que  hoy por hoy estamos en post de llegar, ya que es un sueño que se va a materializar, porque hay una planificación de por medio. Esperamos algún día poder sentarnos y decir “lo logramos, es hora de que podamos dar esa herramienta y esas ganas de crecer a todo aquel que quiera llegar a donde sueña”.

Por Fernando González

Punto Steel está en Instagram: @puntosteel – Leguizamón 1936 Piso 1. Depto: B

Teléfono: 3872139902

ANUNCIO
Anuncio
Comentar

Entrevista

Voces por la libertad, desde Hong Kong

La situación de Hong Kong es preocupante, en cuanto a la defensa de su sistema político democrático, frente al avance del gobierno Chino, que busca instalar su predominio de manera autoritaria. Muchos ciudadanos de Hong Kong, han protestado y enfrentado dichas pretensiones, pero la respuesta China ha sido feroz.

Reproducimos la entrevista, realizada por el diario italiano Tempi, y traducida por www.infovaticana.com, a uno de los líderes de la oposición, quien, entre otras cosas, opina negativamente sobre el acuerdo entre el Vaticano y el Gobierno chino sobre la designación de Obispos. El empresario Jimmy Lai, ofrece su testimonio y visión sobra la lucha política que están librando y convertida en un testimonio para el mundo democrático.

Entrevista

“El año pasado, el magnate fue tachado en China como uno de los miembros de la nueva “Banda de los cuatro”, es decir, un traidor a la patria. Además de colusión con fuerzas extranjeras, también ha sido acusado de haber participado en una reunión no autorizada (para conmemorar las víctimas de Tiananmen, prohibida por primera vez este año por las autoridades con la excusa de la pandemia). Jimmy Lai, sostenido por una firme fe católica, no es un activista, es sobre todo un empresario; pero al contrario que muchos otros millonarios, nunca le ha hecho la corte a Pekín para conseguir algún contrato más, suscitando así la ira del régimen. A pesar de que corre el riesgo de acabar sus días en la cárcel, Lai no tiene ninguna intención de abandonar “su casa”. Y aun sabiendo que cualquier declaración podría ser utilizada contra él, acepta hablar con Tempi: «Seguiremos luchando como hemos hecho siempre, y hasta que nos impidan hacerlo».

Jimmy Lai, en pocos meses usted ha sido arrestad junto a sus dos hijos y ha recibido una avalancha de acusaciones. ¿Le sorprende esta persecución?

He fundado el grupo editorial más grande de Hong Kong, no pienso que nadie pueda decir que está sorprendido si mis publicaciones y yo nos hemos convertido en un objetivo al que atacar. Al estar a favor del mercado libre y la libertad, es normal que no le caiga bien al Partido Comunista chino (PCCH). No creo que el PCCH tenga miedo de Jimmy Lai; la cuestión no soy yo o cualquier otra persona. Pero cuando demuestras que estás en desacuerdo con el régimen comunista, no puede más que nacer un conflicto.

¿La ley sobre seguridad nacional ha acabado con el modelo “Un país, dos sistemas”, que debía garantizar una amplia autonomía a Hong Kong hasta 2047?

El modelo “Un país, dos sistemas” no ha muerto del todo, pero si tuviera que dar un porcentaje, diría que ha desaparecido en un 75% por ciento y no hay señales que el PCCH quiera cambiar su línea de conducta. Las limitaciones impuestas a la prensa son ya muy graves, pero por ahora podemos seguir escribiendo lo que queremos y las redes sociales son relativamente libres.

¿Qué le sucederá a Hong Kong cuando pierda su autonomía?

El estado de derecho y la libertad de prensa han hecho de esta ciudad un centro internacional: si siguen deteriorándose nos convertiremos en un puerto como cualquier otro del sur de China. Ya no habrá diferencia entre nosotros y una ciudad como Shenzhen.

Muchos activistas ya han huido al extranjero para evitar ser arrestados. También usted podría hacerlo, no le faltan ni los medios ni los contactos.

Formo parte del movimiento pandemocrático desde que nació, o por lo menos desde 1989. Tengo 72 años [los cumplirá el 8 de diciembre, ndr] y no veo qué sentido puede tener para mí huir. Hong Kong es mi casa, me ha dato todo lo que tengo. ¿Por qué tendría que irme de mi casa?

Tras un año de protestas oceánicas contra la ley sobre la extradición, Hong Kong se encuentra con la espada de Damocles de una ley aún más draconiana. ¿Han exagerado los jóvenes provocando a Pekín?

Hace veinte años que el Ejército popular de liberación (Epl) está presente en Hong Kong, la sombra del régimen comunista se alarga sobre el gobierno a todos los niveles. Tienen el control total de la ciudad. Lo más importante que hay que comprender es que el gobierno ha utilizado la violencia para detener las manifestaciones masivas que han asombrado al mundo entero. El régimen ya tenía a disposición las antiguas leyes coloniales para hacer respetar el orden público. Quien afirme que los jóvenes han provocado a China y que las cosas podrían haber sido de manera distinta es un ingenuo: ¿cómo se puede pensar que Xi Jinping habría dado marcha atrás precisamente sobre Hong Kong? ¿Acaso se comporta de manera distinta en el resto del mundo?

Sin embargo, algunos estudiantes han avanzado peticiones irreales, como la independencia.

No existe ningún movimiento serio que invoque la independencia para Hong Kong. Tenemos guarniciones del Epl en la ciudad. ¿Acaso alguien espera seriamente que hagan sus maletas y recogen sus armas y se vayan? Muchos jóvenes están frustrados porque la democracia no ha progresado en estos años. Y ahora podemos decir que tenían razón, identificando en el intento de la gobernadora Carrie Lam de aprobar la ley sobre la extradición el primer paso hacia la situación en la que nos encontramos hoy. La ley sobre la extradición habría alcanzado el mismo objetivo que la ley sobre seguridad nacional, a saber: poner a todos bajo la amenaza de ser arrestados y llevados a China continental.

¿Qué piensa usted de la violencia que algunos manifestantes han utilizado el año pasado en las confrontaciones con la policía?

ANUNCIO

Al principio dije que era un error utilizar la violencia, porque así solo se está haciendo el juego a los comunistas. Sin embargo, no nos olvidemos de que ha sido el gobierno, a través de la policía, el que ha incitado la mayor parte de la violencia, dejando que siguiera porque les era favorable. Hay realmente pocos líderes democráticos, jóvenes incluso, que querían la violencia.

Desde hace más de veinte años las élites de Hong Kong, a fin de hacer negocios, cierran un ojo ante la injerencia de China. Usted, en cambio, siempre ha criticado a Pekín. ¿Por qué?

¡No quiero que mis hijos piensen que soy ruin! He hecho mi fortuna en Hong Kong, pero ¿quién soy yo para sacrificar a mis conciudadanos para conseguir un poco más de dinero? Sin embargo, quiero precisar una cosa.

Diga.

Si usted piensa que todas las élites de Hong Kong apoyan al PCCH, significa que ha comprendido poco de esta ciudad. En las dos marchas de junio, entre los millones de personas presentes había también miles de miembros de las familias más ricas de la ciudad. Y Pekín lo sabe muy bien.

Con la nueva ley sobre seguridad nacional, ¿cambiará Apple Daily su línea editorial?

En absoluto, seguirá trabajando como antes, hasta que ya no pueda hacerlo. Como dice a menudo Chris Patton [el último gobernador británico de Hong Kong, ndr], si sabes que alguien vendrá a romperte las ventanas de casa el viernes, esto no implica que tú debas anticiparte rompiéndolas el jueves.

Todos reconocen su sangre fría y valentía. ¿Cómo influye su fe en su modo de actuar?

Dios tiene un plan para cada uno de nosotros y cuando pones tu destino en las manos de Dios te sientes ligero, con menos presión encima. Dios me ha dado mucho y siento una enorme gratitud. Dios plasma siempre mi modo de actuar, también a través de las preguntas que usted me está haciendo ahora.

Las relaciones entre China y el Vaticano están en una fase crítica: antes de finales de octubre debería renovarse el acuerdo provisional sobre el nombramiento de los obispos. Muchos fieles, fuera y dentro de la Iglesia, no han ocultado su malestar hacia la Santa Sede. Como católico chino, ¿cuál es su opinión?

Si tengo que ser sincero, no consigo comprender qué empuja a dos hombres brillantes como el papa Francisco y el cardenal Pietro Parolin a tratar con los comunistas. Son demasiado inteligentes para no saber que en Pekín son tratados con muchos desprecio y que nada de lo que piden se les concederá a no ser que el Vaticano se rinda completamente. A nosotros, los fieles chinos, se nos rompe el corazón cuando el Santo Padre no nos defiende. Somos sus hijos y muchos nos sentimos abandonados. Pero nuestra fe es firme y sabemos que nuestros hermanos católicos, en Italia y en todo el mundo, empiezan a preguntarse por qué el papa no escucha nuestro grito de dolor.

¿Tiene aún esperanza para su ciudad?

¡Obviamente! Hace unas semanas unas estudiantes de instituto fueron arrestadas por haber levantado pancartas blancas, sin nada escrito, en un centro comercial [uno de los métodos más comunes para denunciar la censura de Pekín, ndr]. Por un lado, esto demuestra hasta qué punto ha llegado la represión. Por el otro, sin embargo, demuestras que nuestras estudiantes no tienen ninguna intención de ceder ante un régimen que se siente amenazado incluso por una hoja de papel. Cuando miro la valentía de estas estudiantes, ¿cómo no pueden tener esperanza por Hong Kong?

Fuente: publicado por Leone Grotti en Tempi – Traducido por Verbum Caro para InfoVaticana.

Imagen destacada: www.pauta.cl.com

Imagen en nota: www.france24.com

ANUNCIO
Ver más

Deportes

Miguel Farfán: corredor salteño en la maratón de Tokyo

Charlamos con Miguel Farfán, maratonista salteño que dentro de muy pocos días, estará viajando a Japón para competir en la “Maratón de Tokyo”. Un carrera de gran nivel internacional, que este año cuenta con el agregado, de realizarse en la sede de los próximos Juegos Olímpicos, nada menos.

O.U.: Miguel, ¿qué expectativas tenes para esta carrera en particular?

M.F.: Estuve entrenando con un objetivo principal, correr bajo las 3hs. Siempre encaro mi preparación con esta meta. Además, quiero destacar, que esta maratón es mi cuarta de las denominadas mayores.

O.U.: ¿Cuántas maratones vas corriendo? Y, ¿Cuál fue una de las más significativas?

M.F.: Con esta serán 18 y la mejor y más significativa ha sido la de Londres.

O.U.: ¿Qué es lo que más te gusta de este deporte?

M.F.: Haber sido reconocido por mi trayectoria deportiva es algo que me ha generado gran satisfacción. Agradezco también al Dr. Gustavo Herrera, que me llevo a correr con los mejores atletas del mundo y las mejores Maratones.

Miguel Farfán, con la camiseta de argentina, en la Maratón de Berlín

O.U.: ¿Qué le decís a los que quieren comenzar con este deporte?

M.F.: Que sean conscientes antes de empezar con esta actividad de que si hacen las cosas bien todo es posible. 

O.U.: Te felicitamos y te deseamos lo mejor…

M.F.: Gracias, y también un gran saludo y agradecimiento a todos los que me ayudaron para hacer posible este viaje.

ANUNCIO

Medidas Preventivas

Claro, un tema que surgió en la charla, fue el “coronavirus” y los problemas que está generando a nivel mundial; particularmente en eventos de gran convocatoria. Nos informó, que desde la misma organización, enviaron un comunicado con las siguientes indicaciones, que se están implementado de manera general:

 · Los desinfectantes para manos a base de alcohol están disponibles en la EXPO, la recogida de paquetes, el registro de voluntarios y en los lugares en el área de llegada el día de la carrera.

 · Distribución de máscaras quirúrgicas a pedido en la recogida de paquetes y en las sedes en el área de llegada el día de la carrera.

 · Distribución de toallitas húmedas antibacterianas en el área de llegada. 

 · Revisión operativa de las estaciones de ayuda.

Miguel estará llegando a Japón el 27 de febrero y correrá el Sábado 29. Su nuevo gran desafío.

Le deseamos lo mejor.

Por Observador Urbano

Imagen destacada: www.entornointeligente.com

Imagen en nota: Miguel Farfán

 

ANUNCIO
Ver más

Entrevista

“En busca de la escuela ideal”

Bruno Iriarte es redactor de Observador Urbano y la semana pasada fue entrevistado por Infobae, acerca de su experiencia como educador y su viaje por distintos países latinoamericanos en los que conoció y analizó, modelos educativos alternativos. Aquí reproducimos lo publicado en dicho portal de noticias.

Fue en México, hace ya tres años, que le dio un giro radical a su vida. Bruno Iriarte trabajaba en Guanajuato, una ciudad del centro mexicano, como mentor de estudiantes. Se dio cuenta, entonces, de que los problemas del sistema educativo eran similares a los argentinos.“Era poner un parche encima de un parche y encima de un parche”, dice. Con sus ahorros, se compró una de las clásicas combis Volkswagen. La refaccionó, la pintó y la preparó para recorrer 30 mil kilómetros en busca, según sus palabras, de la escuela ideal.

Bruno tiene 34 años. Nació en Salta y ahí se recibió en Relaciones Internacionales. Después viajó a Buenos Aires, donde se convirtió en profesor y unos años más tarde se unió al proyecto “Enseñá por Argentina”, que le permitió dar clases en escuelas vulnerables del conurbano bonaerense.

“Ya en México vi que los problemas se repetían, que ni los chicos, ni los profesores, ni los padres estaban conformes. Entonces se me ocurrió la idea de un viaje para tratar de entender, de buscar soluciones concretas, para investigar prácticas que funcionen en la región. Renuncié a mi trabajo y emprendí el viaje en la combi”.

En total, fueron dos años arriba de la combi, que llamó “La Kombi Cholulteca”. Viajó por trece países: comenzó en el norte de México y después visitó buena parte de Centroamérica (Guatemala, El Salvador, Honduras, Nicaragua, Costa Rica y Panamá). Allí eligió virar para Colombia y siguió rumbo por Ecuador, Perú, Bolivia, Argentina y Chile.

Antes de llegar a cada sitio, hacía un listado con las escuelas que le interesaba visitar, casi todos modelos alternativos. De algunos proyectos educativos se enteró por el boca en boca, “por un conocido de un conocido”. En cada establecimiento pasó al menos una jornada completa en la que observó la dinámica de enseñanza-aprendizaje, habló con directivos, maestros, alumnos y padres.

Su experiencia la volcó en un libro que se publicó hace unos días: “En busca de la escuela ideal”, de Editorial Magisterio. Fueron 60 las escuelas que conoció de primera mano. “Me di cuenta de que no hay que irse hasta Finlandia para encontrar escuelas exitosas. Se habla mucho del modelo finlandés, que obviamente es de excelencia, pero acá también tenemos proyectos para prestar atención. Y lo bueno de esos proyectos es que son más cercanos, aplicables a nuestros contextos”, explicó.

En un principio, su idea fue conseguir financiamiento de una organización. Pero con el correr de los meses vio que le era muy difícil y optó por continuar con sus ahorros y trabajos que eventualmente conseguía en las ciudades donde paraba. Bruno cuenta que llegó a dormir dentro de las escuelas o en las casas de los padres de los alumnos.

“Algunos modelos que analicé ya están más que validados como las escuelas Montessori o Waldorf, pero muchas otras necesitan mayor exploración. Por mi parte intenté hacer una investigación más cualitativa, de medir la satisfacción de la comunidad educativa. Una escuela ideal, para mí, debe tener a gusto a los cuatro componentes: directores, maestros, alumnos y los padres, una pata fundamental que a veces no se le presta atención”, describió.

ANUNCIO

Algunas de sus experiencias

Iriarte dijo que en la mayoría de los países se llevó buenas impresiones. “Quizás en Colombia fue donde sentí que nos están sacando kilómetros porque tienen a la educación como piedra fundamental para el desarrollo”, agregó. Allí visitó los Colegios Fontán, una red de “pedagogía libre”, donde los chicos no tienen horarios, ni exámenes, ni están divididos por edades y aprenden a su ritmo. A través de la tecnología, se hace un seguimiento de cada uno.

Uno de los proyectos que más lo sorprendió fue el de Kurmi Wasi, en Bolivia. En la escuela se rescatan todas las tradiciones autóctonas vinculadas a la tierra, a la Pacha Mama, y se la combina con una metodología Montessori, de liberar el talento de cada alumno. “Ahí tenés un combo muy fuerte”, remarcó.

En Papalotes Puerto Escondido funciona una escuela Waldorf. A orillas del mar de Oaxaca, describe, los estudiantes construyen su aprendizaje mientras son sus padres los que dirigen el establecimiento.

Un aula de Papalotes Puerto Escondido

Un aula de Papalotes Puerto Escondido

En tanto, Los Patojos Guatemala es un proyecto integral que comenzó en una casa, como un comedor para los chicos pobres de la zona, y hoy tiene tres sedes, que incluyen una escuela de educación popular, un huerto, una sala de primeros auxilios y un predio para espectáculos artísticos y deportivos.

“Para el que está acostumbrado a la educación más tradicional, algunas experiencias alternativas pueden sonar muy hippies. Es cierto que necesitan una revisión más cuidadosa que mida si están haciendo las cosas bien, pero lo que yo pude constatar es que generan una sensación de comunidad muy fuerte. Todos los que forman parte están a gusto”, resumió.

Por Maximiliano Fernández, – www.infobae.com

Imagen destacada: www.eltribuno.com

Imágenes en nota: www.infobae.com

ANUNCIO
Ver más

Populares

Observador urbano © 2018 - 2021 // Observar la realidad, lo que nos rodea, es inevitable. Comprenderla, interpretarla, también. En nuestro sitio queremos hacerlo, pero a partir la mirada de los otros, de nosotros mismos, de los que nos lean, de los que propongamos para su lectura. Cada publicación tendrá ese sentido. Y desde una ciudad, en la que vivimos la mayoría de los que participamos de este proyecto. Aunque en verdad, desde la ciudad por la que transitemos. Observador Urbano, un portal de noticias.