Observador Urbano

Netflix alcanza números históricos

El año 2020 ha sido muy difícil para la economía mundial. Algunas actividades se han visto particularmente afectadas por las medidas de confinamiento que tomaron la mayoría de los gobiernos. Pero es cierto también, que las empresas que brindan sus servicios y/o productos vía online, han alcanzado muy buenos rendimientos.

La televisión en Streaming ha sido una de las mas beneficiadas, justo en el período que la oferta ha crecido de manera extraordinaria: Disney Plus, Apple TV, HBO Max, entre otros se sumaron a Amazon, Hululu o Netflix, para ofrecer en los últimos años, un panorama plural y competitivo.

En este contexto, Netflix ha logrado un crecimiento notable, pero no todo se explica por la Pandemia. La empresa norteamericana ha ofrecido producciones que alcanzaron grandes niveles de audiencia y sobre todo, su expansión mundial, es cada vez más amplia y constante. Respecto a lo primero podemos mencionar, «Gambito de Dama» (The Queen´s gambit) y la reciente Bridgerton, producida por la creadora de Grey´s Anatomy, Shonda Rhimes. La misma se convirtió en la quinta serie original más vista de la historia de la plataforma, junto a Stranger Things y The Witcher. La Navidad pasada, la serie fue vista por más de 63 millones de hogares en sus primeros 28 días.

En cuanto a su internacionalización, en 2020 Netflix ha ganado 37 millones de suscriptores de los que un 83% eran de fuera de Estados Unidos y Canadá, donde parece ya haber alcanzado su pico. Esto se refleja también en la casi abrumadora oferta de producciones de países de todo el mundo, generando con esto, o al menos eso intenta, generar una adhesión con los suscriptores de los diversos países en los que brinda su servicio.

Los número finales indican que, durante el último trimestre de 2020 Netflix, ganó unos 8,5 millones de suscriptores, lo que lleva a los 200 millones de suscriptores en total.

En términos de ingresos esto le ha supuesto a la empresa unos USD 25 mil millones anuales. Como consecuencia la compañía ha señalado que ya no necesita obtener financiamiento externo para financiar sus operaciones.

El nuevo modo de financiamiento

Tal vez, lo más importante para Netflix haya sido, que según ha informado, su flujo de efectivo, de US$ 8.200 millones, le permitirá dejar de depender del financiamiento externo para impulsar su crecimiento. En consecuencia, los operadores de la bolsa de Nueva York premiaron estos números y sus buenas perspectivas de negocio para 2021, lo que impulsó a la empresa a subir un 16,85 %.

Hasta hoy, el modelo de negocio, implicaba fuertes endeudamientos para realizar sus producciones originales. Por lo tanto, sus ganancias estaban atadas, casi exclusivamente al éxito o no de esas series y películas. El director financiero de Netflix, Spencer Neumann, durante la presentación de resultado, señaló: «Vamos a seguir invirtiendo agresivamente en las oportunidades de crecimiento que vemos y eso siempre va a ser lo primero. Pero más allá de eso, si tenemos un exceso de efectivo, lo devolveremos a los accionistas a través de un programa de recompra de acciones».

Para los suscriptores y consumidores, la cuestión sigue siendo la calidad artística. Esperamos que la competencia no genere un aumento meramente cuantitativo de series y películas. Y al mismo tiempo, que se mantenga una pluralidad de géneros y alternativas, que enriquezcan la oferta.

Desde nuestro punto de vista, el balance sigue siendo favorable para la televisión en streaming. Tenemos mucho para disfrutar, y también, para esperar. Y porque no, recibir alguna agradable sorpresa, como ha sido «Gambito de Dama», la que no nos cansamos de recomendar.

Por Fernando González                                                                                                                                24/01/2021

Fuentes: www.hipertextual.com – www.filo.news – www.selectra.es

Imagen destacada: www.pixabay.com

Imagen en nota: www.netflix.com

Autor

Fernando Gonzalez

Profesor de Filosofia. Apasionado por la tecnología y los cómics. Informar, escuchar, dialogar.