Observador Urbano

Mauricio Macri en la 74° edición de la reunión anual de la Asamblea General de las Naciones Unidas

La tradicional reunión anual de la Asamblea General de las Naciones Unidas (AGNU) se celebra durante una semana en la ciudad de Nueva York, sede de la Organización de las Naciones Unidas (ONU).

Es el evento anual más esperado, en donde la diplomacia internacional se reúne en lo que se conoce como el periodo ordinario de sesiones de la AGNU en donde cada Estado Miembro a través de sus respectivos representantes buscan «dar respuesta a muchos de los desafíos apremiantes de la actualidad, como el cambio climático, la migración internacional, los conflictos prolongados, la pobreza extrema y el hambre».

La apertura del debate general de la AGNU tuvo lugar el martes 24 de septiembre a cargo del presidente brasileño Jair Bolsonaro. La apertura por Brasil tiene una larga tradición que se remonta a la 10° reunión anual del año 1955, ya que ha sido el país que siempre optó por hablar primero, como consecuencia de que ningún otro país quería ocupar ese primer lugar en el inicio del debate general. Quien le sigue en la lista de orador es Estados Unidos – país anfitrión – y, los siguientes se determinan por factores como ser el nivel de representación del Estado miembro, entre otros.

Los compromisos de Mauricio Macri frente a la AGNU

El presidente argentino comenzó su discurso destacando la responsabilidad de su país para con el multilateralismo y, la búsqueda de consensos a nivel internacional, como parte de su política de inserción internacional inteligente, en contraposición a la etapa de confrontación con el mundo, que caracterizó a la Argentina durante los años previos a su mandato.

Del mismo modo, destacó la incertidumbre y crecientes tensiones que existen entre diferentes países por cuestiones geopolíticas, pero que, sin embargo, su país busca aminorar a través de su contribución al multilateralismo, en aras de lograr un orden internacional que contenga a todos los países.

Asimismo, destacó el aporte de la Argentina en materias tales como:

  • Contribución en materia de usos pacíficos de la energía nuclear;
  • Desarrollo espacial;
  • Lucha contra el terrorismo y;
  • Combate al crimen organizado transnacional, entre otros.

Uno de los puntos más importantes para esta 74º reunión de la AGNU fue y es el “Cambio Climático” frente al cual, el secretario general de la ONU, Antonio Guterres, solicitó a los representantes de los Estados miembros – al momento de brindar sus discursos – planes concretos y transformadores para detener el aumento de las temperaturas globales, lograr la neutralidad del carbono y reducir las emisiones de carbono en un 45 por ciento.

Frente a ello, el presidente Mauricio Macri expresó que la Argentina – a través su gobierno – demostró un “renovado y ambicioso compromiso en la lucha contra el cambio climático y la puesta por el desarrollo sustentable”. Así, su gobierno tomó la decisión de poner en marcha el diseño de una estrategia a largo plazo de bajas emisiones:

“Esta iniciativa está sustentada en los esfuerzos que hoy ya estamos realizando, por ejemplo, en materia de energías más limpias, eficiencia energética, conservación de ecosistemas, duplicación de la superficie de parques nacionales, creación de áreas marinas protegidas, aumentando la forestación y promoviendo tecnologías para una agricultura sostenible y buenas prácticas ganaderas y, también reduciendo las emisiones en el sector de transportes”.

Finalmente, otro de los temas más importantes tratados por el presidente Macri, fue “la igualdad entre mujeres y hombres”. Destacó que es necesario continuar con el empoderamiento de las niñas y mujeres y, eliminar las brechas en el empleo, la educación, y, en la participación política.

Una de las medidas concretas de su gobierno es “la implementación del plan de igualdad de oportunidades y derechos”, a la par de la construcción de un sistema que busca tanto prevenir como acompañar a las mujeres víctimas de violencia. Por otro lado, resaltó el establecimiento de la ley de la paridad para cargos legislativos. Reconoció que, si bien queda mucho por hacer en esta materia, los derechos y oportunidades conseguidos y de los que gozan las mujeres en Argentina no volverán atrás.

Llegado el momento de finalizar su discurso, el presidente reafirmó los legítimos e imprescriptibles derechos de soberanía de la Argentina sobre las Islas Malvinas, Georgias del Sur y Sándwich del Sur y espacios marítimos circundantes. Asimismo, expresó que «nuestra historia y nuestra geografía nos unen a una región que valora profundamente la democracia, la libertad y los derechos humanos».

Por Maria Agustina Martinez

Fuentes: https://news.un.orghttps://mundo.sputniknews.comhttps://cnnespanol.cnn.com

Imagen destacada: www.correodelorinoco.gob.ve

Imagen en nota: www.cedoc.com