Observador Urbano

Jóvenes y la Agenda 2030 de la ONU: ¿de qué se trata?

La Agenda 2030 sobre el Desarrollo Sostenible de Naciones Unidas planteó 17 objetivos para erradicar problemáticas que parecían no tener solución. Estas metas interconectadas abordan los desafíos globales que enfrentamos a diario, incluidos los relacionados con la pobreza, desigualdad, clima, degradación ambiental, prosperidad, paz y justicia.

Hoy en día, hay 1800 millones de personas entre 10 y 24 años años de edad. Conectados unos con otros como nunca antes, los jóvenes contribuyen a la resiliencia de sus comunidades, proponiendo soluciones innovadoras, generando progreso social e inspirando cambio político, siempre y cuando se les provea con las habilidades y oportunidades necesarias para desarrollar su potencial.

Los Papeles para la Juventud y los ODS

Pensadores críticos: Parte de ser joven implica darle sentido a las experiencias personales y hacer preguntas sobre el mundo alrededor. Tienen la capacidad de identificar y desafiar las estructuras de poder existentes y los obstáculos para los cambios, y de exponer las contradicciones y los prejuicios.

Agentes de cambio: Tienen el poder de actuar y movilizar a otros. Los jóvenes activistas son cada vez más en el mundo, respaldados por una conectividad cada vez mayor por el acceso a las redes sociales.

Innovadores: Además de generar nuevas perspectivas, tienen conocimiento directo y entendimiento de los asuntos que no están al acceso de los adultos. Comprenden mejor los problemas que ellos enfrentan, por lo que pueden brindar nuevas ideas y soluciones alternativas.

Comunicadores: Fuera del sector de desarrollo internacional, poca gente está consciente de la Agenda 2030. Los jóvenes pueden participar en la comunicación de la agenda de desarrollo a sus compañeros y comunidades a nivel local, así como a través de países y regiones.

Líderes: Cuando los jóvenes son empoderados con el conocimiento de sus derechos, y equipados con las habilidades de liderazgo, pueden manejar el cambio en sus comunidades y en sus países. Las organizaciones lideradas por jóvenes y sus redes, en particular, deben ser apoyadas y reforzadas, porque contribuyen al desarrollo de capacidades de liderazgo cívico entre la gente joven, especialmente entre las poblaciones marginales.

La ONU lleva a cabo iniciativas para promover el desarrollo de los jóvenes y, al mismo tiempo, convoca a los gobiernos a invertir política y económicamente en la capacitación de los jóvenes para que puedan ayudar a construir un futuro más justo y sostenible para todos.

Las innovaciones en comunicación abren un universo de oportunidades para desempeñarse como ciudadanos del mundo; convertirse en un ciudadano global implica preocuparse por el desarrollo personal y el de los demás porque cuando una causa social se encuentra con jóvenes entusiastas, se superan las barreras culturales en favor de la colaboración y el liderazgo.

La ONU en Argentina auspicia, apoya y promueve las iniciativas de algunas organizaciones juveniles basadas en la implementación de la Agenda 2030/17 ODS, dedicadas a fortalecer la participación y el compromiso de los jóvenes en temas de interés público y social. En este marco trabajan en Salta AFS, AIESEC, JCI y OAJNU.

Por Florencia Pía Gemio

Fuente: https://www.onu.org.ar/agenda-post-2015/los-jovenes-actores-fundamentales-para-lograr-los-objetivos-de-desarrollo-sostenible/

Imagen destacada: www.ceovenezuela.com