Seguínos

Sociedad

El secundario, entre la fractura social y la era del conocimiento

El anuncio del Ministerio de Educación porteño, en el que se hizo público el plan de prácticas laborales obligatorias para los estudiantes secundarios del último año a partir del 2022 encendieron un fuerte debate. El propósito consiste en acercar al joven al mundo del trabajo permitiéndole mejorar sus habilidades y competencias, para esta época, caracterizada por la transformación digital que está cambiando el mercado laboral y exige cada vez mayores conocimientos y actualizaciones.

Las prácticas laborales, a diferencia de las pasantías, que presentan su propio marco jurídico, están contempladas en el diseño curricular de la Secundaria del Futuro, también conocida como la Secundaria 2030, que se pretende implementar desde el 2018 y a la cual Salta adhirió. Los gremios ya hicieron sentir su desacuerdo y rechazo a la medida pues la consideran como una forma de trabajo gratuito y que quitará horas de estudio a los jóvenes. Todavía no se conoce la forma en que se implementará el modelo dual, pero ya hay voces en contra de la propuesta.

En la Argentina, alrededor del 24% de los jóvenes son NiNi (ni estudian ni trabajan) siendo ésta una de las tasas más elevadas de los países de la OCDE. Hay que impulsar medidas que permitan reducir este porcentaje, especialmente cuando se toma con seriedad el dato de que el 28% de los jóvenes de entre 24 y 35 años no terminó el secundario, drenaje que seguramente se verá profundizado por la pandemia. Algo hay que hace con la enseñanza media, que es el nivel que presenta los problemas más graves y desafiantes del sistema.

Un salvavidas poco confiable

Tomar este tipo de medidas no es nuevo para el nivel secundario y, tal vez ahora, tampoco sean diferentes los resultados. Desde hace más de 40 años, esporádicamente, se insiste con este tipo de disposiciones orientadas a innovar, de alguna manera, la educación secundaria queriendo impulsar modelos duales con el objetivo de reducir el desempleo juvenil y fortalecer el recurso humano. Países como el Reino Unido, EEUU, Alemania, Francia o Japón lo hacen. En Argentina, acercar a los jóvenes del secundario al mundo del trabajo y a la realidad de las empresas para que adquieran herramientas que les permitan mejorar su cualificación fue la intención de varios planes implementados con anterioridad. Pero evaluar (sin evaluación no hay opinión pedagógica fundada) es otra cuestión. Es difícil contar hoy con datos e indicadores concretos de lo que se hizo y lo que se logró.

La búsqueda de sentido

Lo que el sistema necesita es redefinir el sentido de la educación secundaria para el contexto actual y que se pongan de acuerdo los actores intervinientes y poder planificar las mejoras. La Secundaria 2030, que contempla cuestiones como las prácticas laborales, fue una política federal de reciente data, que tuvo la pretensión de transformar la escuela secundaria. El sentido de la escuela secundaria está en el eje de los debates cuando se establecen este tipo de medidas.

Los planteos no son nuevos. El sentido y la finalidad del secundario se viene discutiendo desde hace más de 2 siglos. El primer colegio secundario en Argentina fue el Colegio Nacional de Buenos Aires que se creó en 1863 con una caja curricular orientada a la formación política y a la preparación para la universidad de las elites principalmente. En este contexto también se funda en Salta el Colegio Nacional (1865); en 1869 se expande otra modalidad: las Escuelas Normales cuyo objetivo fue la formación de maestros. Esto hace que sobre finales del siglo XIX queden sentadas las bases de lo que después serían las modalidades de la escuela secundaria: bachiller, normal, comercial y técnica que fueron las predominantes hasta la sanción del la Ley Federal de Educación en 1993; cabe destacar que la modalidad Normal se transformó en 1969 y la formación docente pasó a ser de nivel terciario transformándose las escuelas normales en bachiller.

Originariamente se pensaba que el nivel secundario debía preparar para continuar los estudios el nivel superior; en la década de los 60, con una visión más desarrollista del gobierno de turno, se piensa que el secundario debía articular con el mundo productivo; que tenía que preparar a los jóvenes para el trabajo. En la década de los 70 se puso en marcha el Plan dual mediante el cual se sumaba un año más a las escuelas técnicas para que los jóvenes que cursaban allí realizaran prácticas intensivas en empresas. En la década de los 80, fruto de los vaivenes políticos y las formas de gobierno propias de nuestra identidad, se piensa que el secundario debía formar a los jóvenes para ser ciudadanos de la democracia. En los 90 vuelve a ser noticia este tipo de medidas cuando se vuelve a impulsar la realización de prácticas en empresas.

A partir de 1950 el crecimiento de la matrícula en el secundario tuvo su mayor impulso; hubo una expansión constante de la misma mayor al crecimiento demográfico. Impulsada también por la política de expansión de la industrialización por sustitución de importaciones del momento y la modificación de la función social del secundario; sus objetivos se ampliaron estableciéndose expresamente el de preparación para el trabajo con la expansión de la modalidad comercial y técnica. Tener título secundario comenzó a ser desde entonces sinónimo de movilidad social. En 1960 por cada alumno dentro del sistema había 2,2 fuera de él ; hasta la crisis del 2001 por cada alumno dentro del sistema había 0,2 jóvenes no cubiertos por la organización escolar. La inclusión fue notable. En el año 1992 se sanciona la Ley 24.049 mediante la cual se establece la transferencia a las provincias de los servicios educativos del nivel secundario y superior no universitario que hasta entonces eran administrados por la Nación y luego, en 1993, se sanciona la Ley Federal de Educación que marcó un cambio importante en el secundario: el EGB para los primeros años y Polimodal para los últimos; su implementación a nivel organizacional generó innumerables inconvenientes motivo por el cual en el año 2006 las autoridades educativas impulsaron un nuevo debate para derogarla surgiendo como resultado de este proceso la sanción de la Ley de Educación Nacional (LEN) 26206/06 que propone la homogeneización de todo el sistema educativo nacional y establece la obligatoriedad del nivel secundario.

El secundario hoy

ANUNCIO

Actualmente la educación secundaria, a partir de la LEN, queda definida como la unidad pedagógica y organizativa estructurada en 2 ciclos un Ciclo Básico -de carácter común a todas las orientaciones- y un Ciclo Orientado de carácter diversificado según las distintas áreas del conocimiento, del mundo social y del trabajo. Asimismo el artículo 30 da por sentado que las 3 cuestiones que mencione anteriormente (preparar a los jóvenes para el nivel superior, para el trabajo y para el ejercicio pleno de la ciudadanía) deben ser consideradas como los fines del secundario; además de la necesidad de “Vincular a los estudiantes con el mundo del trabajo, la producción, la ciencia y la tecnología” siendo las autoridades jurisdiccionales las que propiciarán la vinculación de las escuelas secundarias con el mundo de la producción y el trabajo. En este marco los alumnos podrán realizar las prácticas educativas.

El marco legal mínimo para la implementación de este tipo de medidas está dado pero la forma de hacerlo, implementarlo y medirlo, para corregir desvíos, en mi opinión, no está pensada, Por eso hay dudas respecto al financiamiento de estas adecuaciones.

Un dato alarmante: desde hace 20 años, el secundario viene sufriendo los vaivenes de las políticas educativas que se implementan, disminuyendo el aprendizaje y, lo que es peor, los jóvenes no lo encuentran atractivo; muchos se aburren y abandonan. La pandemia profundizó el daño. Más del 50% de los jóvenes desistieron de continuar en esta etapa, principalmente porque el sistema los abandonó lo que agudizó los problemas que ya venían haciéndose sentir.

La “economía del conocimiento”

Para implementar y avanzar en las nuevas áreas y temáticas propias de este tiempo, y que los jóvenes cuenten con las competencias y los conocimientos para hacerlo, como los que marca el de la economía del conocimiento por ejemplo, se necesita fortalecer su formación para que puedan tener y brindar las competencias que hacen falta para las nuevas formas de producción.

Relacionado con esto, la disponibilidad de recursos tecnológicos en la escuela y su utilización en la enseñanza secundaria fueron temas consultados en Aprender 2019 y las conclusiones develan que también en este ámbito queda mucho por hacer; excepto el uso del celular, los resultados expresan que es baja la aplicación de los dispositivos digitales utilizados con fines pedagógicos en las escuelas; el acceso a internet es crítico. El trabajo con TIC en el aula desde computadoras y tablets es muy bajo. No se indagó sobre el conocimiento de inglés que también es clave para avanzar con temáticas como las que se proponen.

Las asignaturas emplean poco los recursos digitales con fines pedagógicos y llama la atención que solo un 35% jóvenes señalan que emplean dispositivos digitales en materias de informática/computación, entonces ¿cómo pueden aprender sin el uso de recursos digitales? Esto devela la profundidad de la crisis y la rudimentaria “calidad” en esta área tan crítica sobre la cual tanto se quiere desarrollar.

Además del acceso a internet y manejo de las TIC hay otras cuestiones que también encienden las alarmas en el nivel: las desigualdades en las condiciones de infraestructura de las escuelas secundarias principalmente cuando se habla de acceso a servicios básicos como desagües, cloacas, agua de red pública, acceso asfaltado y accesibilidad para personas con discapacidad. También la deserción, abandono y la tasa de graduación, entre otras, son problemas a resolver con urgencia para hacer atractiva, inclusiva y combativa de la pobreza a la propuesta para el nivel.

Por Silvia Alvarez – Docente Universitaria – Investigadora — 27/12/21

Fuente: www.eltribuno.com

Imágenes destacada y en nota: www.pixabay.com

ANUNCIO

Sociedad

La posición del gobierno argentino frente a la asunción del régimen de Ortega

El pasado 10 de enero, el dictador Daniel Ortega tomó posesión de su quinto mandato como presidente de Nicaragua. Las elecciones celebradas en el país centroamericano el 7 de noviembre de 2021, se realizaron en el marco de un proceso que no responde a los elementos esenciales de una democracia, alejándose de ese modo, de los principios consagrados en la Carta Democrática de la OEA.

Lo que ha generado gran preocupación a nivel regional e internacional, fue la decisión del gobierno argentino y mexicano, de participar en la ceremonia inaugural de Ortega, a través de la figura de los encargados de sus respectivas embajadas en Nicaragua (en el caso de México, al no contar con un embajador en el país centroamericano, envió al encargado de negocios de la embajada mexicana), otorgando de ese modo, reconocimiento al régimen ilegítimo de los Ortega.

Tal decisión ha perjudicado todo el esfuerzo que viene realizando la OEA, en torno a poner fin a las violaciones de los DD.HH. en el país centroamericano desde el año 2018, en particular.

Cabe resaltar, que EE. UU., Canadá, la Unión Europea y, la mayoría de las democracias occidentales, no enviaron representantes a la asunción, manteniendo así, la postura de protesta frente a las fraudulentas elecciones del 7 de noviembre de 2021.

Asimismo, otro de los hechos que agravaron la presencia de la Argentina en la ceremonia, fue la asistencia del funcionario iraní Mohsen Rezai, acusado de ser uno de los autores intelectuales del atentado a la AMIA (Asociación Mutual Israelita Argentina) en 1994, que causó 85 muertes y más de 300 personas heridas, ya que posee un pedido de captura por Interpol.

Un día después de conocerse los hechos públicamente, el gobierno de Fernández a través del Ministerio de Relaciones Exteriores, Comercio Internacional y Culto, emitió un comunicado de prensa en el cual condena la presencia del funcionario iraní en Nicaragua, y exige al gobierno iraní la cooperación de manera plena con la justicia argentina.  

Sin embargo, la AMIA ha exigido al gobierno argentino que expliqué por qué el embajador argentino en Nicaragua –Daniel Captanich–, no se retiró de la ceremonia frente a la presencia de Rezai.

ANUNCIO

Las consecuencias del accionar diplomático argentino en Nicaragua, al decidir asistir a la asunción del régimen de Ortega, sin dudas denota la posición del gobierno frente a los DD.HH., como también, su rol dentro de la OEA en la búsqueda por parte de esta organización para dar fin a la crítica situación de los derechos humanos, evidenciadas en las detenciones de opositores políticos y críticos del gobierno; procesos judiciales arbitrarios; sumado a los ataques a las instituciones que son fundamentales al funcionamiento de una democracia, como también, el ataque sufrido por la prensa independiente.

Asimismo, el accionar argentino tendrá claras consecuencias en la búsqueda de apoyo de los EE. UU. en la negociación con el FMI, en la que se embarcó el gobierno.

Por María Agustina Martínez —- 20/01/22

Fuentes: www.elnuevoherald.com – www.elconfidencial.com.ni – www.cancilleria.gob.ar

Imagen destacada: www.dw.com

Imagen en nota: www.lamesredonda.net

ANUNCIO
Ver más

Sociedad

4,5 horas al día, dedicadas a las redes sociales

Un reciente informe indica, un aumento de la cantidad de tiempo que ocupamos en la utilización de las diversas redes sociales. Las dedicadas a fotos y videos, son las que mayor atención captan.

La consultora dedicada al mundo mobile, App Annie, ha publicado un reporte en el que señala que las personas ocupan, en promedio, unas 4,8 horas diarias con actividades en sus dispositivos móviles. Los datos confirman estimaciones similares que la oficina reguladora del Reino Unido, Ofcom, había obtenido en una investigación realizada en 2020.

En la investigación se estudiaron los mercados de India, Turquia, México, Estados Unidos, Japón, Singapur, Brasil, Indonsia, Corea del Sur y Canadá.

La influencia de algunas Redes sociales

El tiempo frente a las pantallas de los móviles subió un 30% respecto a 2019. El encierro provocado por la pandemia, ha jugado un papel fundamental.

Unos 7 de cada 10 minutos fueron empleados en aplicaciones sociales, de videos y fotos. Entre todas TikTok fue la más destacada. Lo que no sorprende considerando que tiene unos 1.500 millones de usuarios activos.

La app más popular del segmento de streaming de videos fue las de YouTube y Netflix se posicionó en segundo lugar en varios países.

ANUNCIO

Otros datos sobre el consumo

El mercado de los videojuegos creció hasta los USD 116 mil millones. Los títulos más exitosos parecen ser los que entran en la categoría de juegos casuales.

También se observó un importante crecimiento en las horas dedicadas a las compras en línea. En particular, las sesiones para comidas y bebidas aumentaron un 50%.

Los programas de salud y ejercicio también experimentaron un aumento. Las más importantes del rubro bienestar tuvieron un incremento del 27% en las descargas.ddd

Por Observador Urbano — 16/01/22

Fuente: www.redusers.com

Imágenes destacada y en nota: www.pixabay.com

ANUNCIO
Ver más

Sociedad

Acuerdos Argentina – China: su influencia en el apoyo de EE. UU. en la negociación con el FMI

Repasar brevemente las relaciones Chino-Argentinas resulta importante a la fecha, ya que el presidente Alberto Fernández –quien se encuentra en la búsqueda del apoyo del presidente demócrata Joe Biden para negociar la deuda que el país posee con el Fondo Monetario Internacional– producto de su política exterior, ha generado rechazo entre parte de los integrantes del gobierno del presidente estadounidense.

No sólo el vínculo que actualmente posee el gobierno de Fernández con regímenes como el de Nicaragua, Cuba y Venezuela, sino con el de China, es el que preocupa a EE. UU. ya que se teme que el gobierno argentino actual, ceda ante las áreas de interés de éste último.

En ese sentido, resulta algo complejo de influir, ya que existe un fuerte lazo entre ambas naciones desde hace 50 años y, como tal, forma parte de una política exterior argentina consolidada.

En el año 2004, el entonces presidente Néstor Kirchner, a través de un memorándum de entendimiento reconoce el estatus de China como economía de mercado, reconocimiento que, sin embargo, no fue ratificado por el Congreso.

Para el año 2014, bajo la presidencia de Cristina Fernández, la relación bilateral fue elevada a una Asociación Estratégica Integral y, en 2015 se firmaron 15 acuerdos adicionales, incluida la declaración de Fortalecimiento de la Asociación Estratégica Integral.

En el 2016, el gobierno del entonces presidente Mauricio Macri, centró su accionar en su concepción multipolar del mundo, lo cual quedó reflejado no sólo en su vínculo con los EE. UU. sino con el gigante asiático, al firmar acuerdos tales como la construcción de dos centrales nucleares en nuestro territorio por un valor mayor a los 13.000 millones de dólares.

Una de las políticas que los EE. UU. mantiene es la de contener a China. Ello ha quedado evidenciado en la guerra comercial desatada entre ambos bajo la presidencia de Donald Trump, y en donde la actual administración demócrata ha mantenido algunas sanciones. Asimismo, y a diferencia de la presidencia de Trump, el gobierno de Biden ha decidido ejercer una actitud proactiva en su “patio trasero”.

ANUNCIO

En ese sentido, el presidente Fernández debería optar por actuar pragmáticamente ya que ambos vínculos son necesarios de mantener, y siempre guiados por el interés de beneficiar con dicho accionar al país.

Por otro lado, es importante recordar que el territorio americano es y será una zona de influencia fundamental de los EE. UU., incluso en un escenario internacional que destaque por ser multipolar o bipolar.

Por María Agustina Martínez — 13/01/22

Fuentes: www.infobae.com – Revista DEF “China, el avance del gigante”

Imagen destacada: www.stock.adobe.com

Imagen en nota: www.pixabay.com

ANUNCIO
Ver más

Populares

Observador urbano © 2018 - 2021 // Observar la realidad, lo que nos rodea, es inevitable. Comprenderla, interpretarla, también. En nuestro sitio queremos hacerlo, pero a partir la mirada de los otros, de nosotros mismos, de los que nos lean, de los que propongamos para su lectura. Cada publicación tendrá ese sentido. Y desde una ciudad, en la que vivimos la mayoría de los que participamos de este proyecto. Aunque en verdad, desde la ciudad por la que transitemos. Observador Urbano, un portal de noticias.