Observador Urbano

El «impeachment» contra Donald Trump, aprobado por la Cámara de Representantes

El impeachment contra Donald Trump demostró desde el 24 de septiembre, cuando se inició la investigación, la clara rivalidad entre los dos partidos. El proceso fue aprobado el día miércoles gracias al control demócrata en la Cámara de Representantes y lo más probable es que se desapruebe en el Senado, donde el partido republicano tiene la mayoría, 53 de los 100 escaños. 

Los motivos por los que Trump enfrenta este proceso son dos: abuso de poder y obstrucción al Congreso. Las acusaciones se deben a la negativa de la Casa Blanca a colaborar con los legisladores durante el proceso de investigación para el impeachment y el caso de Ucrania, donde se condicionó una ayuda militar con intercambio de información sobre Joe Biden y su hijo, Hunter. De esta manera se convierte en el tercer Presidente de la historia de los Estados Unidos en afrontar el impeachment, siguiendo a Bill Clinton y Richard Nixon.

Por un lado, la presidenta de la Cámara, la demócrata Nancy Pelosi, advirtió este jueves de que no enviará los cargos aprobados al Senado hasta que se sienten las bases para un proceso “justo”.  Por el contrario, el líder del partido republicano en el Senado, Mitch McConnell está coordinando el procedimiento con la propia Casa Blanca.

Fiel a su estilo, Trump se expresó a través de las redes sociales y denominó a este proceso: “la mayor caza de brujas de la historia americana”.  Por su parte, Pelosi decía: “Cuando nuestros padres fundadores redactaron la Constitución, sospecharon que podía haber un presidente corrupto. Lo que no sospecharon es que al mismo tiempo hubiese también un líder corrupto en el Senado”. 

La rivalidad partidista quedó evidenciada durante el debate. Por un lado, los representantes del Partido Demócrata insistieron en que Trump había puesto su interés político personal por encima del interés nacional, abusando del poder de su cargo para presionar indebidamente a Ucrania con el fin de hacer que interfiriera en la campaña presidencial. Además, cuestionaron la negativa de la Casa Blanca a permitir que funcionarios del gobierno de Trump acudieran a las audiencias de investigación o entregaran los documentos oficiales. En contraparte, los representantes del Partido Republicano, afirmaron que los demócratas quieren sacar a Trump de la Casa Blanca desde el primer día de su gobierno y consideraron que la investigación del impeachment no había sido justa ni imparcial. Asimismo, afirmaron que no hay evidencias de que Trump haya incurrido en los cargos que se le imputan y que todo el proceso se basa en «rumores y conjeturas».

El primer cargo, de abuso de poder, salió adelante con 230 votos a favor (229 demócratas y un independiente) y 197 en contra (195 republicanos y dos demócratas). El cargo de obstrucción al Congreso fue aprobado con 229 a favor y 198 en contra (todos los republicanos, más tres deserciones demócratas y una abstención). 

Después que se conocieron los resultados de la sesión, Trump se manifestó desde Michigan, desafiando a la oposición: «Esto es un suicidio político del Partido Demócrata».

pastedGraphic.png

Este jueves, el mandatario norteamericano, recibió en la Casa Blanca a uno de los tres demócratas que votó en contra del impeachment: el congresista de Nueva Jersey Jeff Van Drew.  «Jeff se unirá al partido Republicano (…) Es una gran noticia», dijo Trump en el Despacho Oval y el congresista por su parte añadió:  «Creo que simplemente es lo que más se ajusta a mí. Esto es lo que soy, lo que siempre he sido«. Sin dudas esto aumento la confianza del Presidente, quien confía plenamente en su exoneración en el Senado:

«Los republicanos nunca había estado tan ofendidos, pero tampoco nunca habían estado tan unidos como ahora»

Los demócratas no bajan los brazos y ahora intentan conseguir nuevos testigos para el caso, como el jefe de Gabinete, Mick Mulvaney, y el exconsejero de Seguridad Nacional, John Bolton. Esto podría retrasar la votación en el Senado, prevista para enero.

Trump se encuentra en el centro de la controversia y continúa generando amores y odios, si bien se ve una desaprobación general hay quienes lo defienden como ser el Presidente ruso, Vladimir Putin. Este jueves, lo defendió hablando de acusaciones fabricadas por parte de los demócratas para tratar revertir su derrota electoral en 2016:

pastedGraphic_1.png

“Perdieron las últimas elecciones y ahora quieren ganar por otros medios. Primero acusaron a Trump de conspirar con Rusia. Luego resultó que no había colusión y que no podían tomarla como base de un juicio político. Y ahora están con esta presión inventada sobre Ucrania”.

En resumen, el proceso de impeachment continúa de la siguiente manera:

pastedGraphic_2.png

Está claro que el proceso no está cerca de terminarse y seguramente continuaré generando controversias tanto en Estados Unidos como alrededor del mundo. Restará ver si el Partido Demócrata consigue nuevos testimonios y pruebas para sumar al caso y conseguir la destitución, hecho improbable ya que como se explicó anteriormente, el Partido Republicano posee la mayoría necesaria en el Senado para exonerar a Donald Trump.

Por Sabrina Montalbetti

Fuentes: www.elpais.com / www.cnnespanol.cnn.com / www.bbc.com 

Imagen destacada: www.elespanol.com

Imágenes: www.elpais.com / www.cnnespanol.cnn.com

Autor

Sabrina Montalbetti

Licenciada en Relaciones Internacionales. Técnica en Ceremonial y Protocolo. Me apasionan los idiomas y viajar.