Observador Urbano

Corrupción y política: el caso Odebrecht

Odebrecht, la empresa brasileña dedicada a la Ingeniería y Construcción, Industria y el desarrollo y la operación de proyectos de Infraestructura y Energía, protagonizó en el año 2014 uno de los mayores escándalos de corrupción: la mayor red de sobornos en la historia.

El destape de la corrupción se produjo como consecuencia de una investigación de menor porte de una red de cambistas clandestinos que operaba en diversos estados de Brasil, y que condujo la mirada hasta Petrobras, la estatal petrolera brasileña.

En un primer momento, el caso fue denominado Lava jato, ya que se había detectado un centro de limpieza de vehículos donde se realizaban enormes transferencias de dinero ilegal. La investigación del Lava jato se centró en:

“La supuesta concesión fraudulenta de contratos públicos de la petrolera Petrobras a empresas interesadas, a cambio del pago de sobornos a políticos y funcionarios. Una de las principales empresas brasileñas implicadas en el Lava jato es la constructora Odebrecht”.

En 2016, Odebrecht firmó un acuerdo para cooperar con las investigaciones y, también acuerdos con EE.UU. y Suiza para el pago de una multa económica en compensación por sus actos ilícitos, cuyo monto sería abonado a lo largo de 23 años. El mismo año, el presidente de la constructora, Marcelo Odebrecht, fue condenado por los delitos de corrupción pasiva, lavado de dinero y asociación para delinquir.

“La constructora ha reconocido ante la Justicia de Brasil que costeó campañas electorales de presidentes y candidatos de América. Y que pagó sobornos por, al menos, 788 millones de dólares (680 millones de euros). Los candidatos favorecidos por la contratista ejecutaban después un plan de obras públicas millonario. Odebrecht abonó una multa de 3500 millones de dólares a las autoridades de Brasil, EE.UU. y Suiza”.

Por otro lado, la Banca Privada d’ Andorra (BPA) – intervenida por el gobierno de Andorra, por un presunto delito de blanqueo de capitales en 2015, lo que la llevó a renunciar al secreto bancario – junto con el Meinl Bank de Antigua y Barbuda fueron los principales bancos utilizados por la compañía de Marcelo Odebrecht, para pagar los sobornos a actores claves en la adjudicación de obra pública.

Asimismo, investigaciones policiales y judiciales revelaron que la constructora hizo uso de las sociedades off shore Aeon Group y Klienfeld Services Limited para pagar los sobornos a políticos y funcionarios, en donde gestores de la BPA constituyeron sociedades en Panamá para ocultar la verdadera identidad de los titulares de las cuentas bancarias.

Los países involucrados en las operaciones de Odebrecht son: Brasil, Venezuela, República Dominicana, Panamá, Argentina, Ecuador, Perú, Guatemala, Colombia, México, y dos países fuera del continente, Angola y Mozambique.

Los sucesos desencadenados en Perú: Alan García y Odebrecht

Se estima que Perú recibió la suma de 29 millones de dólares en sobornos a políticos y empresarios. Entre las principales personas investigadas y con procesos judiciales abiertos se encuentran los exmandatarios Alejandro Toledo, Ollanta Humala y Pedro Pablo Kuczynski y, hasta hace unos días el expresidente Alan García -quien iba a ser detenido por las autoridades policiales en virtud de su vínculo con la trama de sobornos de la constructora- pero que decidió terminar con su vida el día miércoles 17 de abril.

Por otro lado, de acuerdo a un informe de Proetica.org.pe, los avances de las investigaciones del caso Odebrecht varían en cada país implicado:

  • En República Dominicana, Ecuador, Guatemala y Panamá, así como en Perú, se priorizó la firma de un acuerdo con la empresa, a fin de obtener información y las pruebas en contra de los implicados. Varios de estos acuerdos tienen naturaleza jurídica distinta y condiciones diferentes.
  • Sólo República Dominicana y Guatemala acordaron con la empresa Odebrecht el pago de una indemnización por los daños causados a estos países producto del pago de sobornos reconocido a Estados Unidos. Mientras que en Panamá el acuerdo con la empresa concierne al pago de una sanción económica.
  • Colombia, Ecuador y Panamá son los primeros países que han obtenido condenas en contra de los imputados. Los dos primeros países han enviado a prisión a ex altos funcionarios del Estado.
  • En Colombia, República Dominicana y Guatemala se aplicó la figura del principio de oportunidad permitiendo el archivo de los procesos en contra de los brasileños ex directivos de Odebrecht; y en Panamá se utilizó la figura de colaboración eficaz.

En lo que a nuestro país atañe, la constructora Odebrecht reconoció que entre 2007 y 2014 pagó unos 35 millones de dólares en sobornos a funcionarios argentinos para obtener la adjudicación de 8 proyectos.

Por otro lado, el 16 de abril, el juez federal argentino Marcelo Martinez de Giorgi procesó a 26 personas entre las que se destaca el exministro de Planificación Julio De Vido, por el cobro de sobornos presuntamente pagados por Odebrecht para soterrar la línea del tren Sarmiento.

Finalmente, una de las últimas actualizaciones respecto al caso – luego de la muerte de Alan García – es la orden de prisión preventiva por 36 meses para el expresidente peruano Pedro Pablo Kuczynski, dictada por el Tercer Juzgado de Investigación Preparatoria Nacional Permanente Especializado en Delitos de Corrupción de Funcionarios.

Por Agustina Martínez

Fuentes:

Imagen destacada: Eltelégrafo.com